¿Kinesiotaping o no kinesiotaping? Resumen de la evidencia

Kinesiotaping como tratamiento

Es hora de pasar revista a las cintas de colores, esas que hemos usado durante años y que lucen la mar de bonitas cuando hacemos ejercicio, esas que inventó un japonés, Kenzo Kase; y que puso de moda un futbolista inglés, David Beckham. Hablemos del kinesiotaping (sigue el enlace para más información).

El año pasado me topé con el estudio KINESIOLOGY TAPING AND THE WORLD WIDE WEB: A QUALITY AND CONTENT ANALYSIS OF INTERNET‐BASED INFORMATION de Bryan G. Beutel y col. que nos venía a decir que la información sobre el kinesiotaping que puedes encontrar en internet es de muy baja calidad y engañosa, así como las discusiones sobre ésta. Además, insisten en que los profesionales de la salud deberíamos tratar de ponernos manos a la obra y empezar a dar información de calidad.

Este estudio esbozó una sonrisa en mi cara, porque esto es aplicable a un millón de técnicas y aparatos y sólo se menciona el pobre kinesiotaping (que la realidad es que de pobre tiene poco). De cualquier manera, este artículo me animó a indagar y tratar de ofrecerte la información más fiable posible sobre el kinesiotaping y te adelanto que a día de hoy no vas a encontrar una información más completa en internet (probablemente porque a día de hoy no veo un duro de nadie, así que conflicto de intereses… ninguno).

El debate sobre el kisesiotaping

El debate sobre el kinesiotaping ha estado en las redes durante mucho tiempo y es un tema que crea bastante controversia, ya que hay gente que se niega a reconocer la evidencia y se guían por la tozudez, tanto para decir que funciona como para decir que no funciona. El otro día mismo, dejé una revisión sistemática en mi grupo de Facebook (muy recomendado, por cierto) en la que se habla de la no efectividad de esta técnica y dejaron un comentario del tipo “pues a mi me funciona”, como si yo tuviera culpa de lo que dice el estudio, junto con todos los males de este universo y los paralelos.

Aquí te dejo un vídeo para que te hagas una idea de lo que el kinesiotaping es:

Yo soy uno más de esos que han hecho uno de los miles de cursos que hay sobre kinesiotaping. En estos cursos te dan cientos de posibilidades para aplicar el tape, con diferentes direcciones, formas, estiramientos y tamaños. Esta entrada no es para echar por tierra o apoyar el kinesiotaping, sino para mostrarte la evidencia científica más importante y mis conclusiones en función a ésta.

Comencemos analizando estudios…

En 2007…

Tenemos Effects of kinesio taping on the timing and ratio of vastus medialis obliquus and vastus lateralis muscle for person with patellofemoral pain de Wen-Chi Chen y col. que es uno de los estudios que usan las marcas de kinesiotape para mostrar el valor de su herramienta. En este estudio nos hablan de cómo afecta el kinesiotape en la contracción del músculo vasto medial oblícuo en personas con síndrome de dolor patelofemoral. Cuando leemos el número de personas estudiadas (15 y 10 en el grupo control) sabemos que este estudio carece de valor real y si, además, sabemos que está por ver que el músculo mencionado guarde relación con la lesión en cuestión, apaga y vámonos. Este estudio no me vale.

En 2011…

Nos topamos con Does Kinesio taping in addition to exercise therapy improve the outcomes in subacromial impingement syndrome? A randomized, double-blind, controlled clinical trial de Hacer Hicran Simsek y col. que nos dice que si a un programa de ejercicios para el síndrome de atrapamiento subacromial se le añade la aplicación de kinesiotaping, el resultado será más favorable que con sólo ejercicios. El pero de este estudio vuelve a ser el reducido número de participantes.

En 2012…

Hay un estudio de más peso A systematic review of the effectiveness of kinesio taping for musculoskeletal injury de Mostafavifar M y col. Se encuentran algunos resultados positivos en la aplicación del kinesiotaping pero normalmente a corto plazo y poco consistentes. Se nos dice que la evidencia es insuficiente debido a que los estudios realizados hasta el momento son de baja calidad.

De nuevo en 2012, Kinesio taping in treatment and prevention of sports injuries: a meta-analysis of the evidence for its effectiveness de Williams S y col. nos dice que el kinesiotaping podría tener beneficio en la fuerza y rango de movilidad, comparado con otros tapes, pero la calidad de la evidencia no es a tener en cuenta.

En 2013…

Current evidence does not support the use of Kinesio Taping in clinical practice: a systematic review de Patricia do Carmo y col. nos dice que no hay evidencia que soporte el uso de kinesiotaping para el tratamiento de lesiones musculoesqueléticas.

Más de lo mismo en 2013 con The clinical effects of Kinesio® Tex taping: A systematic review de Morris D y col. No hay evidencia que muestre que el kinesiotaping es beneficioso.

También 2013, A systematic review of the effectiveness of Kinesio Taping–fact or fashion? de Kalron A y col. nos dice que no se encuentra evidencia en mejora de la fuerza o del rango de movilidad a largo plazo, con la aplicación de kinesiotaping. Tampoco en desórdenes neurológicos o linfáticos. Parece que es efectivo para la reducción del dolor a corto plazo, aunque no hay firme evidencia en la mayoría de desórdenes del movimiento.

Por ahora, la evidencia es una “papa frita”, vaya, que no se puede tener en consideración.

En 2014…

Kinesio taping in musculoskeletal pain and disability that lasts for more than 4 weeks: is it time to peel off the tape and throw it out with the sweat? A systematic review with meta-analysis focused on pain and also methods of tape application de Edwin Choon Wyn Lim y col., nos dice que el kinesiotaping podría ser mejor que una intervención mínima para el tratamiento del dolor crónico. Por otro lado no hay evidencia de que el kinesiotaping sea superior a ningún otro tratamiento para aliviar el dolor.

También en 2014 con Effect of kinesiology taping on pain in individuals with musculoskeletal injuries: systematic review and meta-analysis de Montalvo AM y col., más de lo mismo, no parece tener un efecto sobre el dolor a tener en cuenta y se necesitan más estudios de calidad.kinesiotaping

En 2015…

Tenemos THE EFFICACY OF TAPING FOR ROTATOR CUFF TENDINOPATHY: A SYSTEMATIC REVIEW AND META‐ANALYSIS de Ariel Desjardins‐Charbonneau y col. Parece ser que el kinesiotaping usado de manera aislada posibilitó un mayor rango de movilidad sin dolor en flexión (al levantar el brazo por delante del cuerpo) y abducción de hombro (al levantar el brazo de forma lateral) en tendinopatías del manguito rotador. Por otro lado, se nos dice que hay un alto riesgo de conflicto de intereses en los estudios analizados. Además, dice que hay insuficiente evidencia para afirmar que el kinesiotaping sea eficaz para el tratamientos de las tendinopatías del manguito rotador.

De nuevo en 2015 Immediate Effects of Kinesiology Taping of Quadriceps on Motor Performance after Muscle Fatigued Induction de Ick Keun Ahn y col., nos dice que parece que el kinesiotaping es efectivo para restaurar la potencia muscular reducida tras un induccón de fatiga muscular en el músculo cuádriceps. Siento decirte que el número de personas estudiadas es bastante reducido de nuevo.

Todavía en 2015, el estudio The Effects of Kinesiotape Applied to the Lateral Aspect of the Ankle: Relevance to Ankle Sprains – A Systematic Review de Brendan Wilson y col. nos ofrece algo positivo a favor del kinesiotaping. Parece ser que aumenta el control postural en tobillos sanos. Además, podría mejorar la propiocepción, la resistencia en flexión plantar de tobillo y el desempeño de la actividad. Para molestar un poco se nos dice que esta evidencia es sacada de estudios con pobre evidencia, así que poco tenemos.

También en 2015, tenemos Effects of Kinesio Taping versus McConnell Taping for Patellofemoral Pain Syndrome: A Systematic Review and Meta-Analysis de Wen-Dien Chang y col. que nos dice que el kinesiotaping parece ser efectivo para la reducción del dolor en personas con síndrome de dolor femoropatelar, lo cuál parece contribuir a una mejoría de la actividad muscular, función motora y calidad de vida. El tape, sin embargo, no parece, tener efecto alguno en la corrección de la alineación de la patela (rótula).

Otros estudios

Aquí os dejo unos cuantos artículos más, para aquellos que quieran ir más allá en la lectura sobre el kinesiotaping: The effect of Kinesio Taping on handgrip strength de Thiago Vilela Lemos y col., Short-Term Effectiveness of Precut Kinesiology Tape Versus an NSAID as Adjuvant Treatment to Exercise for Subacromial Impingement: A Randomized Controlled Trial de Moira Devereaux y col., Does the application of kinesiotape change scapular kinematics in healthy female handball players? de Van Herzeele M y col., Rigid and Elastic Taping Changes Scapular Kinematics and Pain in Subjects with Shoulder Impingement Syndrome; an Experimental Study de Aliah Shaheen y col.,  Effect of Kinesiology Tape on Measurements of Balance in Subjects With Chronic Ankle Instability: A Randomized Controlled Trial de De-la-Torre-Domingo C y col., Does kinesiology taping of the ankles affect proprioceptive control in professional football (soccer) players? (2016) de Daniel Bailey y col., Kinesio taping in musculoskeletal pain and disability that lasts for more than 4 weeks: is it time to peel off the tape and throw it out with the sweat? A systematic review with meta-analysis focused on pain and also methods of tape application (2015) de Lim EC y col. (artículo aportado por Raquel García).

Conclusiones

Es hora de plasmar mis propias conclusiones sobre el kinesiotaping y sus virtudes o no. Aquí las dejo:

  • Esto del kinesiotaping parece haberse convertido en una de esas luchas que no parecen tener fin. Hay muchos defensores y muchos detractores y yo estoy a medio camino entre unos y otros.
  • Por suerte para algunos y desgracia para otros, los estudios sobre kinesiotaping dejan abierta una puerta a la imaginación. El que quiera pensar que el kinesiotaping funciona, puede decir que hay evidencia (aunque sea pobre, lo cuál normalmente no se dice) de que el kinesiotaping es efectivo. El que esté convencido de que no funciona, se basará en que los estudios no muestran evidencia de calidad suficiente para afirmar que el kinesiotaping funciona. Volvemos a lo de siempre: es evidente que no hay evidencia.
  • Si tuvieramos que decir los beneficios del kinesiotaping, tendríamos que reducir muy mucho los que aparecen en las páginas web de las marcas que lo comercializan y nos quedaríamos con: posible reducción del dolor, posible mejora de la propiocepción (ya sabemos que la evidencia dice que la propiocepción es un más en prevención) y, además, algunos estudios hablan de que quizás pueda alterar la biomecánica, como se ve en algunos estudios de la cintura escapular/omóplato (estudios de poco peso, como parece ser la tónica en los estudios del kinesiotaping).
  • Creo que el kinesiotaping es, al menos, un gran placebo, simplemente porque lo veo en mi clínica. Podrías pensar… “pero es un placebo caro”. Si lo comparamos con qué. De cualquier manera, en mi caso lo consigo gratis y de colores la mar de bonicos. Además, la fácil aplicación y versatilidad del kinesiotaping, lo convierte en una herramienta muy cómoda que podríamos usar con fines diferentes a los habituales, como podría ser como método compresivo (ya que sabemos que la compresión se recomienda en lesiones agudas, no te olvides de  POLICE).

La sección de comentarios es el lugar reservado para tu opinión. Por favor, aporta tu granito de arena si lo crees necesario, compartir es aprender y aprender es mejorar.

Las fotos de son dominio público de Pixabay.

28 thoughts on “¿Kinesiotaping o no kinesiotaping? Resumen de la evidencia”

  1. Personalmente, a nivel clínico me ha dado buenos resultados, principalmente en hematomas. Eso sí, quizá habría conseguido lo mismo aplicando crioterapia, masaje de drenaje uotras técnicas, quien sabe. En corrección postural de la cintura escapular también lo he usado alguna vez y me ha convencido menos (Quizá porque tampoco soy un experto en suaplicación). Esperemos evidencia científica. Gran post!

    1. Muchas gracias por tu comentario, Ales. La verdad es que evidencia de peso hay poca, y paupérrima, en cualquiera de sus formas y maneras de aplicación, aparte de lo citado en la entrada. Hay quien dice que hay que desechar el kinesiotaping, yo todavía le doy un voto de confianza y espero leer más y mejores estudios. De cualquier manera, no creo que el kinesiotaping deba ser una primera opción de tratamiento (en absoluto). Un saludo.

  2. El problema al analizar cualquier técnica es que también influye el que la realiza. Yo estoy al 50% tengo compañeros que consiguen milagros y otros que lo consideran manualidades de corta y pega. Le daremos una oportunidad más. Gracias por tú trabajo.

    1. Muchas gracias por tu comentario, Vicente. En cuanto al kinesiotaping hay algo curioso. Hay mucha gente que habla de buenos resultados, sin importar el cómo se aplica. Por ejemplo, dolor a nivel de trapecio superior. Hay quien aplica el kinesiotaping de arriba a abajo y otro día de abajo a arriba y tiene los mismos resultados, lo cual hace pensar (al menos en este caso) que el efecto placebo juega un papel muy a tener en cuenta. Estoy de acuerdo con lo de las manualidades, la verdad es que hay veces que parecen obras de arte. Un saludo.

  3. El problema de nuestra profesión es generar evidencias. No hay evidencia 100% fiable de prácticamente nada. Para empezar, para evidenciar una técnica hay que realizar la aislada. Algo que en la clínica es irreal. Aparte. Pocos nos dedicamos a la investigación. No hay dinero para ello y aun no hay consciencia investigadora en la gran mayoría de nosotros. Ya sobre el kinesio. Mi experiencia me dice que es un placebo caro. Poco más.

    1. Muchas gracias por tu comentario, Ignacio. El tema de la evidencia es bastante complicado. Ya expliqué mi visión en Es evidente que no hay evidencia. Hay infinidad de variables que deben tener en cuenta los investigadores, lo que hace su trabajo muy difícil. Es cierto que hay quien no tiene integrado lo de la fisioterapia basada en la evidencia, pero creo que eso está cambiando día a día, lo cuál es bueno para la profesión. Quizás en España no se dedique mucho dinero a la investigación, pero por suerte no pasa lo mismo en países como Inglaterra o Estados Unidos. Para terminar, no tenemos más que echar un ojo a un porcentaje altísimo de clínicas de fisioterapia para darnos cuenta de que hay mucho placebo caro (maquinitas, maquinitas…). Un saludo y gracias de nuevo por tu aportación.

  4. Buenas, gracias por tu trabajo Jorge, creo que es muy interesante y muy necesario.
    Yo he hecho varios cursos y utilizo vendaje desde hace años. principalmente lo uso para drenar hematomas, compresión y estabilización en agudos, corrección articular y analgesia.
    Creo que es una técnica muy útil para completar el tratamiento manual y el ejercicio terapéutico.
    Sin embargo no creo que tenga tantas utilidades como se le atribuyen. Esta claro que transmite información mecánica a través de la piel pero de ahí a aumentar, disminuir el tono de un músculo…
    Seguramente en los próximos años sigamos leyendo avances en evidencia que tiraran por tierra algunas aplicaciones y aconsejarán otras. O eso espero.
    También hay que tener en cuenta la curva de aprendizaje de la técnica y la infinidad de variables en su aplicación.
    Por otra parte, es más caro que la crema de masaje, pero más barato que un aparato de electroterapia…

    1. Muchas gracias, Javier. A día de hoy, la evidencia habla de que su utilidad es bastante limitada (en comparación con lo que se le atribuye). Llevas toda la razón con el tema de la electroterapia, hacemos un gasto enorme y la realidad es que pocos tratamientos con aparatos tienen evidencia de calidad. Creo que estamos en un punto de inflexión, en el que nos tenemos que replantear muchas cosas de las que hacemos. Un saludo.

  5. Hola Jorge
    Voy a aportar mi opinión sobre el tema.

    Soy Profesor de Facultad de Fisioterapia y hace años realicé mi tesis doctoral sobre las diferencias entre el vendaje funcional y el kinesiotaping en el esguince de tobillo. Y en resumen, los resultados daban ciertas mejoras en al estabilidad articular, pero ninguna era significativa.

    Por otro lado hay varias publicaciones que hablan muy bien, y otras muy mal del kinesiotaping. Revisando la literatura y viendo como está hecho el artículo ya ves la validez que tiene. Por poner un ejemplo, había uno que tiraba por tierra el kinesiotaping para la propiocepción y había hecho las mediciones con el sujeto sentado.

    Para acabar, soy de la opinión de que nuestra misión es: Curar, aliviar y ayudar al paciente y si un placebo le ayuda pues me vale. Al fin y acabo la medicación que existe de toda la vida tiene un 80% de placebo, y sin embargo la aceptamos.
    Gracias por tus blog está muy trabajado
    Saludos

    1. Muchas gracias por tu comentario, Juan. La realidad es que esto de la evidencia, como ya conté en un artículo que escribí hace un tiempo, parece ser poco evidente. Estudios que dicen una cosa y otros que dicen lo contrario, es el pan de cada día. Sin duda, el placebo funciona, pero creo que deberíamos saber dónde está el punto de inflexión, ya que cualquier cosa puede ser placebo y podríamos entrar en el juego del todo vale. Un saludo y muchas gracias de nuevo.

  6. El Kinesiotape, como muchas terapias y medicamentos, tienen su público. Personalmente, en mi consulta, lo he usado mucho a modo de distensión tisular y siempre en forma de apoyo y en fases agudas. CASI NUNCA me ha funcionado como terapia única.
    A modo de Drenaje y roturas, funciona localmente muy bien (tengo una foto de la absorción parcial de un hematoma que es una flipada).
    ¿Placebo? Claro que sí, en cierta medida.
    Para mi es otro tipo de Vendaje que vino a cubrir, a modo de textura, lo que ya habíamos con el elástico adhesivo.
    Gracias por tu Blog, es interesante y muy currado.

    1. Hola, Enrique. Muchas gracias por tu aportación. La evidencia pone en entredicho la efectividad del kinesiotape en el tema drenaje y muestra básicamente que su función es analgésica a corto plazo y quizás pueda influir en la biomecánica. De cualquier modo, como siempre digo, la evidencia no lo es todo. Un saludo.

  7. Buenas.

    Tocamos muchas más cosas de las que controlamos tocar, la neurociencia y el dolor está revolucionando nuestro campo. Es difícil evidenciar con el torbellino de variables no controladas que (tiene/es) cada participante. No por ello debemos cansarnos y tirar la toalla agarrándonos a cualquier mesías con remedio para todo. La duda no es enemiga, la duda nos ha hecho avanzar y nuestra profesión lleva ya unos años poniendo en duda, avanzando.

    De ahí a que me gusta mucho escuchar a compañeros que razonan e investigan para ofrecer lo mejor a su paciente. Sobretodo a los que invirtieron mucho dinero en formación que ahora ven “desfasada” y saben sobreponerse en vez de aferrarse a “terapias religiosas”. Felicidades y gracias por dignificar nuestra profesión.

    Dicho esto… el Kinesotape es un vendaje, elástico, cómodo y que pega bien. Ni más , ni menos. El uso que le demos y para qué se lo demos lo sostiene el caso clínico de nuestro paciente, que al fin y al cabo es el protagonista.

    Tras anamnesis:
    “Paciente con tendinopatía y con mucha predisposición a que “le funciona” aunque nosotros creamos que no le va a servir para nada”

    Abordaje, ejemplo:
    Tratamiento (isométricos/excéntricos) + Cumplir sus espectativas con un Kinesotape (si lo vemos oportuno). Es posible que este le ayude a hacer la rehabilitación “sin miedo”.

    o

    test-trat-test con mejoría en el vendaje… que al fin y al cabo es lo que buscamos, ¿no?

    Entendiéndolo de esa manera creo que puede ser lícito usarlo . Otra cosa sería depositar toda nuestra acción de tratamiento en ponerle la tirita rosa de colorterapia para casos agudos y dos pastillitas homeopáticas…

    Gracias , un saludo.

    1. Muchas gracias por tu aportación, Jesús. Estoy seguro que los lectores encuentran tu opinión interesante. Parece ser que con muchas técnicas nos adentramos en el mundo del placebo, que claro está que es bueno, ya que ayuda al paciente. El gran problema es que nos debemos preguntar hasta que punto podemos echar mano del placebo, en qué punto chocamos de manera frontal con la ética y si merece la pena usar placebos caros (ciertos aparatos) si los hay más baratos (como puede ser el taping). En cuanto a usar kinesiotaping o no, yo mismo lo uso, porque ha demostrado ser útil combatiendo el dolor a corto plazo (+placebo). Un saludo y de nuevo muchas gracias por tu comentario.

  8. Hola, como siempre un gran trabajo.
    Bueno, mi aporte personal es que, según para qué cosas es un gran aliado, aunque para nada la panacea. Lo utilizo bastante, casi no como refuerzo o con refuerzo de otras técnicas.
    A nivel linfático, no es nada determinante, escudándo a un buen masaje linfático, no te digo que no. Pero a nivel de derivación circulatoria superficial, ahí le veo más efectividad.
    En dolores agudos o crónicos? Bueno, creo que tiene, por su textura, una capacidad de “reconducción” de las Cadenas Musculares y, por tanto, como apoyo a las técnicas(como ya he dicho) de tratamiento postural no va nada mal y, con ello, mejora del dolor.
    Por lo de los colores, bueno, si te sirve mejor con el azul que con el rosa… Jejeje.
    Mi conclusión:nada que no hiciesemos los fisios pre Kinesiotape con un tape y una elásticas adhesiva, pero con mejor material a precio de oro.
    Es una herramienta más. Y estoy contigo, a medio camino entre las dos corrientes.

  9. Hola Jorge, enhorabuena por tu pagina, me gustan mucho tus articulos.
    Te escribo porque en la investigación que hice para mi trabajo de fin de grado que concluí hace unos meses, el cual no tenia nada que ver con kinesiotape, sino mas bien de puncion seca vs fortalecimiento muscular en un sindrome subacromial, me encontré con una revision sistematica en la cual citaba como uno de los tratamientos de mayor eficacia el kinesiotape.A mi tambien me sorprendió.
    Si a ti o a alguien le interesaría indagar al respecto, adjunto el enlace.

    Dong W, Goost H, Lin X, Burger C, Paul C, Wang Z, et al. Treatments for shoulder impingement syndrome: a PRISMA systematic review and network meta-analysis. Medicine (Baltimore) 2015 03;94(10):e510-e510.

    Un saludo y gracias por compartir tu información con el resto.

    1. Hola Raúl. Muchas gracias por el detalle. Es genial que dejéis estudios por aquí para que todos nos beneficiemos. Le he echado un vistazo al artículo y es interesante que hace referencia a un artículo sobre el kinesiotape, el cuál tiene 37 participantes. En otro artículo THE EFFICACY OF TAPING FOR ROTATOR CUFF TENDINOPATHY: A SYSTEMATIC REVIEW AND META‐ANALYSIS de ese mismo 2015 (que aparece más arriba, en la entrada), mencionan también ese mismo artículo de 37 participantes (Simsek HH, Balki S, Keklik SS, Ozturk H, Elden H. Does Kinesio taping in addition to exercise therapy improve the outcomes in subacromial impingement syndrome? A randomized, double-blind, controlled clinical trial. Acta Orthopaedica et Traumatologica Turcica 2013; 47:104–110), pero las conclusiones son bastante diferentes, básicamente dice que no hay suficiente evidencia para afirmar que el KT funciona en dicha lesión. Esto de los estudios es un lío tremendo. Muchas gracias de nuevo y espero verte por aquí más a menudo.
      P.S. Si me pasas tu trabajo de fin de curso, me lo leo también.

      1. Hola Jorge, vaya lío, si. Al final va a ser mas bien el modo de enfocar y resumir las conclusiones que los articulos en si.
        En cuanto al proyecto fin de grado, sin problema te lo paso, sólo tienes que decirme algun mail y te lo envío.
        Un saludo!

  10. Buenos post enhorabuena por el trabajo bibliográfico que realizas.
    la verdad es que como todos hicimos y hacemos muchos cursos pensando q nos van aportar algo, en el caso del kinesiotape yo Confirme su placebo cuando me vendieron q tenía propiedades cromoterapicas poniéndolo en la espalda y no sé qué más rollos. (Luego sacaron los de color de vaca y camuflaje)
    Lo que no entiendo y sigo sin entender es q no hay ni uno ni dos doctores hechos gracias a la técnica, (totalmente respetables) con lo extensa que es la fisioterapia y los grandes doctorados De multitud de cosas q se pueden hacer en fisioterapia que realmente aporten cosas y no investigaciones que casi la evidencia nos da lo evidente

  11. Hago este comentario como paciente, pero antes dejar claro que soy muy escéptico en todo lo nuevo…..la historia demuestra que está estrategia es estadística mente más efectiva, que creer en cada descubrimiento en terapias de salud. Y cuando vi estos vendajes por primera vez, pensé, “otra pulsera de equlibrio” ( siempre me reía del que la llevaba). En este caso, debido mis muchos años haciendo deporte, tengo una artrosis importante en tobillo, y este vendaje en tiras tiene estos resultados en mi pie izquierdo…….
    Reduce enormemente el dolor, parece mejorar la propio cesación, me transmite sensación de estabilidad…..
    Esto equivale a……..funciona……¿placebo?, puede que a nivel neuronal involuntario, al igual que ponernos la mano apretando tras un golpe en una pierna o tobillo, quizás engañe a las terminaciones nerviosas que llegan a la zona dañada…..¿curativo?…..no lo se aun, …..no lo creo, pero trataré de analizarlo con consciencia objetiva después de varias semanas de uso…
    Gracias por tu trrabajo

    1. Hola Juan. Muchas gracias por compartir tu experiencia y sensaciones. Quizás te haga ejercitarte con más comodidad, curar no nos curará ni este vendaje ni ningún otro, así como ningún aparato (eso es tarea del sistema de autocuración que todo cuerpo lleva de serie). Espero tenerte más a menudo por aquí. Un saludo y gracias de nuevo.

    1. Muchas gracias Raquel. Lo añado al artículo. Como agradecimiento, si quieres que te mencione (cosa que siempre me gusta hacer), mándame tu apellido y un link a Twitter. Un saludo y gracias de nuevo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *